AN declara inconstitucional la pretensión de Maduro de juramentarse el 10 de enero de 2019 y solicita a la comunidad internacional aumentar presión para lograr una transición urgente

 

(Caracas, 13.11.18).- La Asamblea Nacional de Venezuela declaró inconstitucional la pretensión de Maduro de juramentarse el próximo 10 de enero de 2019 y solicitó a la comunidad internacional aumentar la presión para lograr una transición urgente en el país. 

 

En este sentido, el jefe de la fracción parlamentaria de la Unidad Democrática en la Asamblea Nacional de Venezuela, diputado Juan Guaidó, presentó un acuerdo con el objeto de propiciar una solución política a la crisis nacional, fortaleciendo la solidaridad del pueblo venezolano con el resto de los países. 

 

“Hoy Venezuela se desangra, literal y metafóricamente. Son 33 protestas diarias del pueblo exigiendo soluciones y, con este acuerdo, pretendemos conseguir #LaSalida a esta tragedia. Además, proponemos mantener la presión sobre un régimen que no le responde los reclamos al pueblo. Pedimos también la liberación inmediata de los presos políticos y el restablecimiento del Estado de Derecho”.

 

A juicio del también dirigente nacional de Voluntad Popular, la presión del pueblo venezolano y la comunidad internacional, reflejará una solución real a la crisis y la tragedia que se  vive en Venezuela. Catalogó de "irresponsable" que se busque satanizar el trabajo que se hace desde el Poder Legislativo. 

 

“Nos enfrentamos a horas oscuras y es labor de esta Asamblea buscar los mecanismos para concertar la materialización de este acuerdo. La democracia no es aceptar únicamente a los que piensen igual a mí, tenemos la obligación de enfocarnos a cumplir con nuestros deberes como Parlamentarios y, fundamentalmente, defender la institución que han pretendido callar y desaparecer, porque somos la voz de quienes no tienen voz. El llamado es a defender la Constitución y propiciar el cambio político en nuestro país".

 

En nombre de la fracción parlamentaria de Primero Justicia, el diputado Alfonso Marquina, respaldó la iniciativa y llamó a la unión nacional para reconquistar la democracia en el país. “A pesar de las diferencias, nos une Venezuela, la democracia y la necesidad de una salida política pacífica y democrática. Tenemos que lograr que la Asamblea Nacional recupere sus competencias y se acabe esa farsa.  Esa herramienta de la dictadura, que es la Asamblea Nacional Constituyente,  solo se ha convertido en un instrumento para seguir subvirtiendo el orden constitucional que está quebrado en el país”.

 

Por su parte, los diputados José Luis Pirela y Américo de Grazia, salvaron sus votos en nombre de las fracciones 16 de julio y La Causa R, respectivamente.